Nuestro paisaje natural

“No es por el gris del cabello que se sabe la edad del corazón”

Edward George Bulwer Lytton

Cualquier cambio de vestuario, maquillaje o color de cabello que adoptemos, debe estar antecedido por un profundo análisis de nuestras características personales conocidas como paisaje natural, este se encuentra conformado por el color de nuestros ojos, piel y cabello, al establecerlos posteriormente podremos determinar los colores ideales que resalten nuestra belleza natural. Al utilizar los colores compatibles con nuestra tonalidad podremos resaltar las cualidades y disimular las imperfecciones. Varios estudios demuestran que el cabello es uno de los primeros factores que las personas notamos en los demás, así que será fundamental elegir un color apropiado para poder destacar.

Por lo tanto es esencial que conozcamos cuales son los tonos más adecuados para nosotros y para ello nos podremos guiar en los tres aspectos predominantes que son el color de la piel, la tonalidad de los ojos, y el color actual de nuestro cabello. Todos los tonos tienen o una base amarilla (tonos cálidos) o una base azul (tonos fríos). Para tener un acercamiento a esta determinación de una muy sencilla manera en nuestra piel debemos mirarnos las venas situadas atrás de la muñeca: si las venas son azules tendremos una tonalidad fría y si estas son verdes la tonalidad será cálida.

El color de los ojos, específicamente la coloración del iris, nos ayudará a determinar también si pertenecemos a la gama fría o cálida, si estos cambian de color, su tono es amarillo, pero si por el contrario siempre conservan el mismo color, su tono es azul. Por último nuestro cabello, si éste se aclara con el sol, su tonalidad es amarilla pero si el color se afianza bajo el sol creando matices rojos o azules, su tonalidad es azul. Una vez determinado cada aspecto podremos establecer si pertenecemos a la tonalidad fría o cálida con dos o tres características preponderantes de uno u otro.

Las personas con tonalidad fría, deben elegir colores para el cabello de acuerdo a su gama como son el: negro, castaño natural, castaño oscuro, rubio cenizo y rojos intensos. Para el atuendo será una gran opción preferir: amarillos intensos, lila, fucsia, rojo granate, morado, azul, gris, negro y blanco. Y los accesorios plateados.

Personas con tonalidad cálida tonos como: rubios dorados, castaños claros, castaños dorados, castaños cobrizos y rojos dorados. En los colores para la deben preferir la gama de los colores tierra como mostaza, naranja, terracota, coral, beige, verdes, café y preferir los accesorios dorados.

El objetivo al establecer el tono al que pertenecemos será que podremos utilizar los colores que más nos favorecen logrando lucir más luminosos y resplandecientes para así resaltar lo mejor de nosotros.

Ana Orozco

Ana Orozco González

Licenciada en Relaciones Internacionales con Maestría en Imagen Pública, certificada con el número 30 por el colegio de consultores en imagen pública, benemérita Exellentia Imago distinción otorgada por sus servicios como consultora. Preside su propia consultoría e imparte cursos yseminarios a distintas empresas mexicanas y extranjeras para el mejoramiento de su imagen pública. Ha asesorado la imagen institucional de múltiples empresas. Participó como organizadora de eventos especiales para un importante club de fútbol soccer mexicano. Ha participado en obras altruistas como asesora de diferentes asociaciones civiles para el mejoramiento de la imagen y la mayor captación de recursos por medio de eventos para dicho fin. Conductora de diversos programas de televisión tales como Te Levanta de Televisión Mexiquense, Estilo de canal Once y Ayudar es Vivir de Farmacias Similares. Vocera en temas de Imagen pública para L’oreal, Maybelline y Garnier de Nutrise.

[email protected]

@imagenpbyana

4 thoughts on “Nuestro paisaje natural”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *