Planear antes de reclutar

.

Un buen reclutamiento  comienza con una planeación estratégica del capital humano, consiste en racionalizar ciertos aspectos  para una toma de decisiones eficiente y que contribuya alcanzar los objetivos financieros, de marketing y producción de la empresa.

El concepto de la planeación  del talento humano es una estrategia  para la adquisición, utilización, mejora  y conservación del mismo dentro de la empresa.

Existen 2 razones  principales para que las empresas  lo realicen, la primera es descubrir  las funciones de su personal y reducir los riesgos (rotación de personal,  re-trabajo, tiempo muerto, etc), que impiden que la empresa logre sus objetivos.

Este proceso de planificación consta de 4 etapas:

  1. Evaluación  de los recursos humanos  existentes.
  2. Valoración  del personal  actual
  3. Diagnóstico  general del trabajo realizado en comparación objetivos
  4. Determinar los recursos necesarios  y disponibles (tanto económicos como humanos) para lograr los objetivos.

Analizar cada punto permitirá entender las causas , crear políticas internas eficientes,  y establecer el plan de control y monitoreo que utilice tanto técnicas cualitativas como cuantitativas. Las organizaciones y empresas se enfrentan a una variedad de problemas de oferta y demanda, la planificación tendrá que poner en equilibrio sus estructuras y optimizarlas.

Por eso, es importante que antes de iniciar el proceso de reclutamiento las empresas tengan claro las vacantes, las funciones a desempeñar y la cantidad de personal que va a requerir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *